INCADE Instituto de Dermatología, Cirugía Estética y Láser Médico

BLOG INCADE nace con el propósito de informar acerca de tratamientos de Dermatología, Cirugía Estética, Plástica y Reparadora y Láser Estético y Médico y otras fuentes de luz de una forma médica, rigurosa y veraz a los pacientes y a los médicos. Expondremos periódicamente detallada información relacionada con nuestra clínica, nuevos tratamientos y toda la actualidad medico-científica con artículos de investigación del sector. Contamos con su colaboración para seguir mejorando.

www.incade.es

jueves, 29 de octubre de 2009

Láser de baja densidad


Introducción

Los láseres de baja densidad de potencia son aquellos que inciden directamente en el crecimiento y desarrollo de las células normales y patológicas. No son láseres ablativos (destructivos), sino que tienen un efecto bioestimulante.

Actúan como analgésicos, antisépticos (en combinación con terapias fotodinámicas) y antiinflamatorios a través del tropismo celular y de la microcirculación local. Es decir, actúan en el crecimiento celular y en la circulación sanguínea, estimulando la cicatrización de heridas y disminuyendo la inflamación de tejidos.

Indicaciones
Siempre en asociación a tratamientos convencionales, está indicado para: acné quístico, hidradenitis supurativa, alopecia areata, úlceras (venosas, traumáticas, por decúbito), herpes zoster, cicatrices dolorosas, retráctiles, hipertróficas y queloides, patología osteoarticular, etc.

Estos láseres tienen efecto bioestimulante, aumentan el flujo sanguíneo y la inmunidad local, disminuyen el dolor asociado y la inflamación de los tejidos, y aumentan la regeneración cutánea, facilitando la cicatrización de las heridas.

Pretratamiento
Los pacientes son derivados de los especialistas pertinentes: cirujano vascular, traumatólogo, reumatólogo, dermatólogo, etc., y son tratados por sus médicos de referencia. Es imprescindible estudiar cada caso antes de iniciar un tratamiento con esta tecnología, ya que no todos los enfermos son susceptibles de recibir el láser.

Anestesia
Es un tratamiento indoloro que no precisa anestesia.

Intervención
Por lo general, se realizan dos tratamientos a la semana, oscilando el número total de sesiones entre 10 y 30, de media hora de duración cada una. Como ejemplos de patologías tratadas están:

1. Úlceras vasculares: Las úlceras vasculares, que representan un importante problema médico, son tratadas habitualmente por un cirujano vascular. Los láseres de baja potencia son ideales para combinar con los tratamientos médicoquirúrgicos habituales.

2. Dolores osteoarticulares: Muchas patologías traumatológicas y reumatológicas pueden ser tratadas con sistemas de láser de baja densidad. El tratamiento siempre se realiza combinando los diferentes sistemas medicoquirúrgicos habituales.

Hospitalización
Es un tratamiento ambulatorio que no precisa hospitalización.

Postintervención
El médico indicará qué tipo de cuidados posteriores a la intervención se deben realizar. Básicamente se aplicará una crema antiséptica y antiinflamatoria los primeros días, y una crema nutritiva durante algunos meses. El paciente seguirá los consejos de su especialista y continuará con el tratamiento médico prescrito.

Resultados
En general, se realizan 2 tratamientos a la semana, oscilando el número total de sesiones entre 10 y 30, de media hora de duración cada una. Los resultados dependen de cada individuo, pero empiezan a ser evidentes al cabo de un mes. Esta técnica se utiliza siempre en asociación a otros tratamientos médico-quirúrgicos, y siguiendo un protocolo de cada patología.

Etiquetas: , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal